autotaller hospitaletAmig@s de Brico-Taller, la pasada semana os pasábamos una breve explicación y una serie de recomendaciones para una elección acertada de cadenas para nieve. Si bien, como explicamos anteriormente, las cadenas son una solución útil para circular puntualmente sobre carreteras nevadas o heladas, la mejor elección para una conducción permanente sobre este terreno es sustituir los neumáticos por unos de invierno, cuando comiencen a disminuir las temperaturas notablemente.

En invierno, cuando la temperatura baja de los 7ºC, la goma de los neumáticos se endurecen y pierden eficacia en su adherencia. El riesgo de accidente aumenta considerablemente si no cambias tus neumáticos por unos de invierno.

Ventajas y funcionamiento

Los neumáticos de invierno te permiten hacer frente a condiciones de circulación adversas como bajas temperaturas, carreteras mojadas, heladas o nevadas, ofreciéndote las mejores prestaciones y la máxima seguridad, puesto que responden mejor a las condiciones meteorológicas adversas como el hielo, la nieve y las carreteras heladas. Estos neumáticos ofrecen una mayor seguridad en estas condiciones, ya que mejoran el agarre y manejabilidad de la dirección y acortan las distancias de frenada. A 50 km/h sobre suelo nevado, la distancia de frenado con neumáticos “normales” es de 63 m. Con unos neumáticos de invierno esta distancia se reduce a tan solo 32 m. Esta mejora en la adherencia es debida a su proceso de fabricación, que utiliza un compuesto especial y un diseño específico en su banda de rodadura. Las bandas de rodadura de los neumáticos de invierno cuentan con una mayor anchura e incisiones adicionales denominadas “entalladuras” que les proporcionan un mayor agarre en carreteras invernales y les permiten dispersar la nieve acumulada. Algunos neumáticos de invierno están dotados de clavos para ofrecer un agarre extra fuerte, el cual resulta clave en zonas con capas de hielo endurecido durante todo el invierno.

¿Sólo cuando nieva?

Mucha gente piensa que son neumáticos diseñados sólo para conducir sobre nieve, cuando en realidad, son los que presentan mejor rendimiento también sobre superficies secas o mojadas cuando la temperatura exterior es baja (por debajo de 7°C). Más allá del superior agarre, presentan menos riesgo de sufrir aquaplaning al evacuar mejor el agua, y también reducen la distancia de frenado sobre suelo mojado.

Reglamentos

Además tienes que tenéis que tener en cuenta, si planificáis un viaje por carretera a alguno de nuestros vecinos europeos, que en algunos países se exige por ley circular con neumáticos apropiados en condiciones invernales y si no se cumple, los conductores pueden ser sancionados. Esas sanciones pueden ser mucho más elevadas si un vehículo interrumpe el tráfico por no ir equipado con los neumáticos adecuados.

La marca M + S (también M & S o MS), siglas en inglés de Mud and Snow (barro y nieve), debe aparecer en los neumáticos de invierno. Algunos neumáticos M + S también tienen un copo de nieve en la pared lateral del neumático, siendo el símbolo de un alto estándar de calidad  .

A pesar de que muchos de los usuarios de neumáticos desconocen la importancia de contar con estas ruedas y solamente las utilizarían si hubiera nieve en la carretera, el caso es que ya suponen un 30% de las ventas totales y cada vez más gente prefiere cambiar de neumáticos en los meses más fríos del año para mejorar su seguridad y la de su familia.

Normalmente con estos neumáticos os aseguráis la movilidad desde otoño a primavera. Lo ideal es ponerlos en octubre, y cambiar de nuevo a los de verano en marzo. No hay que preocuparse porque de repente pueda subir la temperatura o hacer más calor, el neumático aguanta perfectamente. Eso sí, cuando acaba la estación fría, lo ideal es alternar su uso con neumáticos de verano, para conseguir la máxima seguridad y, al mismo tiempo, incrementar el kilometraje total que puedes realizar con cada juego de neumáticos. Tenéis que tenerlo en cuenta y ser previsores, puesto que en los meses más fríos la demanda aumenta considerablemente pudiendo encontraros con roturas de stock o agotamiento de algún modelo en particular.

Si tenéis alguna duda acerca de los neumáticos, o queréis hacer una revisión a vuestro vehiculo, en Brico-Taller tenemos box de alquier por horas en L’Hospitalet, Barcelona, totalmente equipados y en donde podréis tener vuestro coche siempre a punto y arreglar vosotros mismos el coche, de hecho, nuestro lema es: Arregla tu mismo el coche !

podéis contactar con nosotros o dar un vistazo a nuestros servicios de autotaller en L’Hospitalet, Barcelona.